Las leyendas urbanas tienden siempre a mitificarse y despues no las reconoce ni la madre que las parió. A diferencia de las historias urbanas, que tienen mas verosimilitud y siempre hay alguien que puede dar fe de lo dicho de la certidumbre. Lo que me ha llamado la atención, es la referencia a que *el Duque de Artefa, comnzó a atar a los perros con longaniza*. Por que en Perú, a 150 Km. de Lima, hay un pueblo al que le atribuyen que *atan los perros con salchicha* (una especie de longaniza deliciosa y muy apreciada). Ni Ricardo Palma, sabe el por que de esta leyenda urbana. ¿Tendrá algo que ver con el *coño de la Bernnarda* Felicito al autor por lo bien pergueñada que esta su historia.